FICTION TV
Bienvenido

Conectate para disfrutar mejor de la experiencia en FTV
Conectarse

Recuperar mi contraseña

¿Quién está en línea?
En total hay 4 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 4 Invitados :: 1 Motor de búsqueda

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 168 el Mar Feb 12, 2013 12:26 pm.
Afiliados

Buscar
 
 

Resultados por:
 

 


Rechercher Búsqueda avanzada

Los posteadores más activos de la semana


Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Aleja Soto el Jue Mar 13, 2014 8:45 pm

CAPÍTULO 23:
DEVELADAS



Todos en Antique Amor se extrañaron en gran manera cuando Valentín les dijo que Marina se había enfermado posiblemente por el pastel que comió.



-¿Qué pasa? ¿Por qué se quedan callados? –Preguntó Valentín.

-¿Dices que Marina se enfermó por algo que comió aquí? –Le preguntó Antonio.

-Bueno, ella no está segura. Solo presentó esa hipótesis. También dijo que pudo haberse enfermado por el viaje –Dijo Valentín.

-¡Qué extraño! –Exclamó Lisandro-. Y preciso este pastel que nos estamos comiendo tiene un sabor horrible. ¿Será que el pastel que se comió Marina también sabía de esta manera y por eso se enfermó?

-Yo no creo que sea así –Dijo Natasha-. En ese caso, los clientes hubieran notado que los pasteles sabían raro, pero nadie se quejó.

-Natasha tiene razón –Convino Antonio-. El organismo de Marina seguro no está acostumbrado a mucho dulce y por eso, reaccionó y se enfermó. Además, sería imposible que los pasteles hubieran quedado mal cocinados. Todos los ingredientes estaban en perfecto estado y se hornearon en el tiempo requerido.

Al día siguiente, en el apartamento de Natasha, Lisandro estaba con su pijama puesto, desayunando en el comedor en compañía de la modelo. Ella también tenía el pijama puesto y el televisor estaba prendido.



-¿Sabes? Anoche casi no pude dormir –Contó Natasha-. Sentí ganas de trasbocar cada vez que me despertaba.

-A mí me pasó lo mismo –Dijo Lisandro-. Seguro que ese poquitito de pastel que nos comimos en Antique Amor nos hizo daño. Realmente el sabor era horrible.

-Sí, yo asimismo lo creo –Dijo Natasha-. Solo fue un bocado, pero con eso fue suficiente para sentir esas tremendas ganas de vomitar, aunque no lo hice, sólo eran las ganas.

-Es posible que el pastel que Marina se comió ayer también supiera horrible –Dedujo Lisandro-. Por eso se enfermó. No creo que haya sido eso de que el organismo de Marina no estuviera acostumbrado al dulce.

-Hablando de ella, ¿no crees que llegó súper cambiada? –Dijo Natasha.

-Sí, quedó preciosa. Su estancia en Cartagena le sentó muy bien tanto en lo físico como en lo mental –Dijo Lisandro-. Ahora la llamaré para averiguar como sigue y a preguntarle si podemos hablar hoy. Tenemos mucho que contarnos.

-Por cierto Lisandro, aún no has contado por qué Marina te echó de su apartamento –Dijo Natasha-. No quiero parecer una atrevida, lo que pasa es que tú me has dicho que vas a contarme, pero final no lo haces.

-Bueno, es que con tanto trabajo que tuvimos este mes, no vi oportunidad para hacerlo –Dijo Lisandro-. Pero para no darle más rodeos al asunto, te contaré ahora. Mira Natasha, resulta que… yo tengo ciertas inclinaciones. Soy gay.

-¡Ay Lisandro! –Exclamó Natasha- Discúlpame, pero no es necesario que se lo digas a alguien directamente. Es algo que se intuye con tu esencia, bueno no sé como explicarlo muy bien, pero debes saber que yo tengo ningún problema con eso.

-Bueno, eso me alegra. La homofobia es terrible –Dijo Lisandro sonriéndole-. Fue por eso que Marina me echó de su apartamento.

-¿Por homofobia? ¿Marina es homofóbica? –Preguntó Natasha.

-No, claro que no. Lo que paso es que se sintió engañada al no conocer mis inclinaciones desde el principio –Contó Lisandro-. Y por eso, se hizo ilusiones falsas conmigo. Soñó un imposible conmigo.

-¡No me digas que estaba enamorada de ti! –Dijo Natasha.

-Pues sí te lo digo, se enamoró de mí y por eso le dolió tanto –Continuó hablando el chico-. Le dolió tanto que para ella la idea de verme era horrible. Era lo justo que me fuera y le diera espacio para pensar.

-Ya veo –Dijo Natasha pensativa, pues eso le recordó que Sofía había sido la culpable de que Marina se enterara de la verdad.

Ambos de quedaron en silencio, para continuar comiendo. Como la tele estaba encendida, transmitían en ese momento el noticiero:

-Hay una gran cantidad de personas que están siendo atendidas en este momento en un centro de salud de la ciudad, debido a que se quejan de fuertes dolores de estómago, cabeza, sumado a diarrea constante. Se trata de una intoxicación severa, según los médicos, intoxicación que estas personas dicen haber logrado al consumir unos pasteles en una repostería de nombre Antique Amor.

Al escuchar el periodista, Lisandro y Natasha se miraron entre sí asustados, se levantaron del comedor y se pararon frente a la televisión. En el noticiero veían como Antonio era sacado de Antique Amor, esposado por dos policías.

-Dios mío. ¡Ese es Antonio! –Dijo Natasha con gran preocupación.

-¿Pero qué es esto? –Preguntó Lisandro desconcertado por completo.

-Antonio Guarín, el dueño de la pastelería fue encontrado por la policía en el establecimiento, luego de que sus mismos clientes pusieran una demanda contra él por daños y perjuicios–Continuó hablando el periodista-. La inspección sanitaria decidió clausurar el lugar, mientras investiga que ingredientes tóxicos se mezclaron en los pasteles. Aún se desconoce que sucederá con este hombre. Por el momento es toda la información que tenemos…

Sofía veía también la noticia desde la televisión de una cafetería. Sonrió satisfecha y habló para sí misma:



-Ya está a punto de comenzar el juego.

Al mediodía, Lisandro y Natasha no esperaron ni un momento más para ir a la estación de policía. Ambos jóvenes entraron a la oficina de un agente.



-Disculpe, somos amigos de Antonio Guarín –Le dijo Lisandro-. Nos enteramos que está retenido aquí.

-¿Amigos? –Preguntó el agente.

-Señor agente, vimos en el noticiero que culpan a Antonio de haber intoxicado a varias personas –Dijo Natasha-. Eso es algo que no tiene sentido alguno. ¿Cómo pueden tenerlo preso?

-Señorita, el señor Antonio Guarín está preso por una demanda múltiple –Dijo el agente-. Más de veinte personas lo demandan por daños y perjuicios. Sus pasteles intoxicaron a muchísimas personas y por suerte, ninguna de ellas ha muerto.

De repente, Natasha recordó asustada la última conversación que tuvo con Sofía:

Sofía sacó de su bolso la misma pequeña botella que le había entregado anteriormente un hombre; se la enseñó a Natasha y ella se extrañó:

-¿Qué es esto? –Se extrañó Natasha, recibiendo la botella sin quitarle la mirada de encima.

-Es un farmacéutico para uso dañino –Respondió Sofía-. Tomar una sola gota de ese líquido, causa en una persona severo dolor de cabeza, indigestión y hasta diarrea. Necesito que con mucha cautela, lo agregues como un ingrediente más a la masa de los pasteles que cocine Antonio.

-¿Y qué gana usted con eso? –Le preguntó Natasha.

-Ay Natasha, eres tan ingenua, tan estúpida –Comentó Sofía-. Cuando los clientes que frecuenten Antique Amor compren esos pasteles y los digieran, ¿qué crees que va a pasar? ¡Lo más obvio es que se van a enfermar! Esos clientes no se van a quedar con los brazos cruzados. Inmediatamente van a demandar a Antonio y la Inspección Sanitaria va a clausurar esa pastelería.


-¡Fue ella! –Pensó Natasha, luego de dejar de recordar.

-Pero no logro entender señor agente –Dijo Lisandro-. ¿Cuánto tiempo van a tener retenido a Antonio? ¿Qué va a pasar con Antique Amor?

-La inspección sanitaria va a clausurar la pastelería por no cumplir con las normas sanitarias indicadas –Respondió el agente-. En cuanto al señor Guarín, se le pedirá una indemnización, que si no da a cada una de las personas que afectó, tendrá que pagar una condena de seis meses en la cárcel.

-¡No puede ser! ¡A Antonio le va a dar un patatús! –Expresó Lisandro- Antique Amor es para él como su vida. Cuando se entere que la van a cerrar, se va a morir.

-Pobre Antonio –Dijo Natasha-. ¿Y cuándo va a salir de esta estación?

-Precisamente iba a ordenar que lo dejaran libre cuando ustedes llegaron –Dijo el agente-. Se le va a dar un plazo de dos semanas para que pague las indemnizaciones correspondientes.

-¿Dos semanas? –Se sorprendió en gran manera Lisandro-. ¿Pero qué injusticia es esta? ¿De dónde va a sacar Antonio tanto dinero? No sean inconscientes, por favor.

-Lisandro, cálmate –Le dijo Natasha-. No queremos meter en más problemas a Antonio, más de los que tiene ya.

Lisandro solo suspiró impotente, pero le hizo caso a Natasha.

Momentos después, luego de que los tres salieron de la estación de policía, se encontraban en una cafetería. Antonio guardaba silencio pensativo. Natasha estaba su lado; Lisandro estaba en el otro extremo de la mesa. Todos tomaban cappuccino.



-Antonio, no has comido nada en toda la mañana –Le dijo Lisandro-. Tómate el capuchino por lo menos.

-Lisandro tiene razón Antonio –Convino Natasha-. Entendemos como debes estar sintiéndote en este momento, pero…

-Ustedes no entienden como me estoy sintiendo, no lo saben –Dijo Antonio-. Es imposible que puedan ponerse en mis zapatos, porque no fueron ustedes los que con esfuerzo, empeño, sangre, sudor y lágrimas sacaron adelante una pastelería como Antique Amor.

-¿Cómo puedes pensar de esa manera? –Le preguntó Lisandro- A Natasha y a mí también nos duele que Antique Amor haya sido cerrada, porque hacemos parte de ella. A Valentín, cuando se entere, también le va a doler mucho. No seas egoísta.

-Como le puede cambiar la vida a alguien de un día para otro –Comentó Antonio-. Tan sólo ayer, celebrábamos juntos el aniversario de Antique Amor. Trabajábamos duro por sacarla adelante, para que al día siguiente, terminara cerrada, así de repente.

-¿Qué podemos hacer Antonio? –Dijo Lisandro- Sin explicación alguna, todos los pasteles que se vendieron ayer intoxicaron a las personas que los comieron. La inspección sanitaria cree que no cumplimos con las normas sanitarias requeridas, por eso va a cerrar. Sumado a eso, tienes que pagarle a las personas intoxicadas una indemnización, porque si no, vas a parar en la cárcel.

-No pienso pagarle nada a nadie –Dijo Antonio con severidad-. Yo no intoxiqué a ninguna de esas personas. Cociné los pasteles como siempre lo he hecho. Es injusto que pague algo en lo que no tengo culpa.

-Tienes toda la razón, pero todos creen que sí eres responsable –Dijo Natasha-. Es totalmente injusto, lo sabemos, pero si no pagas esas indemnizaciones, te van a meter preso Antonio, en dos semanas te van a meter preso.

-¡Pues entonces iré a la cárcel! –Concluyó Antonio- Aunque quisiera pagarle a las personas que resultaron intoxicadas una indemnización, ¿de dónde sacaría el dinero? Ni con todos mis ahorros alcanzaría a pagar la mitad. Además, ¿qué importa ya? Antique Amor era todo para mí y ya no existe. Ya no me importa si el mundo entero se viene contra mí. Ya todo perdió el sentido.

-¡Ya basta Antonio! –Le gritó Lisandro- ¿Por qué sólo piensas en lo material como si lo fuera todo en la vida?

-Era lo único que tenía. Ya nada me queda, ¿no lo entiendes? –Dijo Antonio sollozando.

-¿Y nosotros, tus amigos dónde quedamos? –Le preguntó Lisandro- ¿Por qué no nos tomas en cuenta? ¿Acaso no valemos nada para ti? ¿Acaso no te quedamos nosotros para apoyarte? ¿Por qué sólo piensas en ti?

-¿Tú qué sabes? ¡Tú no entiendes nada porque no estás en mi lugar! –Dijo Antonio- Mejor cállate.

-Por favor cálmense muchachos, no discutan –Trató Natasha de calmar la situación-. Justo en estos momentos es donde debemos permanecer más unidos.

-Eso es imposible Natasha –Dijo Lisandro, al tiempo que se le hacía un nudo en la garganta-. Es imposible mientras Antonio siga siendo la clase de persona que es. Yo sinceramente pensé que había cambiado, pero veo que no. Sigue siendo el mismo incomprensivo de siempre, un incomprensivo a más no poder.

Lisandro se levantó muy triste de la silla y salió de la cafetería. Antonio se llevó las manos a la cabeza frustrado mientras suspiraba y Natasha lo veía impotente.

Llegada la tarde, Lisandro fue al apartamento de Marina para visitar a ésta última. Ambos estaban sentados en diferentes sofás en la sala.



-¿Y cómo te sientes Marina? ¿Aún estás enferma? –Le preguntó Lisandro.

-No, gracias a Dios ya me siento mucho mejor –Respondió Marina-. Lo que me alivió fueron un par de pastillas muy buenas para la indigestión. Me enteré de lo que pasó con Antique Amor. Lo vi esta mañana en el noticiero.

-Sí, por desgracia la inspección sanitaria va a clausurar la pastelería –Dijo Lisandro-. Antonio jura que no agregó nada malo en los pasteles. Los cocinó como siempre lo ha hecho, pero ya ves lo que pasó. El tercer aniversario resultó intoxicando a decenas de personas.

-¡Qué mal! –Exclamó Marina- Lo siento mucho, pero lo siento mucho más por Antonio. Antique Amor es muy importante para él.

-Así es, está tan triste que la última vez que hablamos dijo que no le importaba nada –Contó Lisandro-. Ya no se le da nada ir a parar a la cárcel. Practicamente se quiere dejar morir.

-¿A la cárcel? –Se sorprendió Marina- ¿Por qué dices que a Antonio no se le da nada ir a parar a la cárcel? ¿Acaso lo van a meter preso?

-Lo harán si no le paga a las personas afectadas una indemnización por "daños y perjuicios" –Dijo Lisandro-. Pero Antonio está recio a no pagar nada.

-Yo la verdad no me explico como todas esas personas se intoxicaron con los pasteles –Dijo Marina-. Si Antonio asegura no haberlos cocinado mal, es muy extraño. ¿No crees?

-Sí, también lo creo y por más que trate de buscar una explicación, no puedo –Dijo Lisandro-. Pero ahora eso no es lo que me angustia Marina. Temo mucho que a Antonio le pase algo. Yo no quiero que él vaya a la cárcel por algo injusto. Me gustaría ayudarlo pero no sé como.

-Lisandro, perdona que te haga esta pregunta, pero ¿tú sientes algo por Antonio? –Preguntó Marina-. Te lo pregunto porque tú manera de tratarlo a él es más especial en comparación de la manera en la que tratas a los demás.

-Bueno, pues no te voy a mentir. Desde el primer día en que conocí a Antonio sentí algo muy especial por él –Confesó Lisandro-. Nos conocimos hace cuatro años en la universidad de Nueva York y hace tres años y medio, me decidí a contarle lo mucho que lo quería. Su reacción frente a eso fue terrible. Me trató de lo peor.

-Se volvió homofóbico –Dijo Marina.

-Exacto. Mi confesión de amor lo dejó traumado. Yo tenía 15 años en ese entonces –Continuó contando Lisandro con cierta nostalgia-. Durante mucho tiempo me sentí triste, me sentí vacío. Traté de contactar a Antonio, pero era imposible.

-¿Nunca volvió a la universidad? –Preguntó Marina.

-No, de hecho se fue de Nueva York –Contestó Lisandro-. La verdad es que aunque mi vida era acomodada, por dentro estaba muy abrumado. Al final le terminé confesando a mis abuelos mis inclinaciones. Ellos también reaccionaron como unos completos homofóbicos. Esa es la razón por la que estoy aquí en Colombia.

-No puedo creerlo. A pesar de los años la sociedad sigue teniendo muchos prejuicios. Comprendo lo difícil que fue para ti esa etapa de tu vida Lisandro –Comentó Marina-. Eso de que hasta tus propios familiares te den la espalda y te juzguen debe ser horrible.

-Sí, es horrible, aunque en parte entiendo que ellos tienen ideales de otra época. Casi he justificado que se comportaran así conmigo –Dijo Lisandro.

-Pues no estoy de acuerdo contigo. Nada se justifica humillar y despreciar así alguien por el simple hecho de que es diferente –Dijo Marina-. Tus abuelos debieron haberte apoyado, por más ideales de otra época que tuvieran. Pero bueno. Lo importante es que has demostrado que puedes salir adelante solo, sin ayuda de ellos.

-Eso mismo pienso. Pero volviendo al tema de Antique Amor, me parece que Antonio también tiene una deuda con la financiera donde tú trabajas, ¿me equivoco? –Preguntó Lisandro.

-No, no te equivocas –Respondió Marina-. Aunque su deuda con la financiera no es mucha. El próximo enero terminaba de pagar lo que la financiera le prestó para abrir Antique Amor y por ende, yo dejaba de ir cada mes a inspeccionar que todo marchara en orden.

-Bueno, creo que Antonio puede pagar ese poco que le debe a la financiera –Dijo Lisandro-. Ahora lo importante es ayudarlo a que se retire esa absurda demanda que tiene en su contra.

Cuando anocheció, Lisandro llegó al apartamento de Natasha. Antes de abrir la puerta, buscó las llaves en su bolso, pero primero sacó su celular y miró en la pantalla:



-¡Qué extraño! –Exclamó Lisandro- Marcus no me ha llamado en todo el día. ¿Será que le pasó algo?

Dentro del apartamento Natasha estaba muy nerviosa, caminando de un lado para otro sin saber qué hacer.



-¡Estoy segura! ¡Fue esa anciana! ¡Fue ella! –Decía Natasha- Ella es la culpable de todo lo que le está pasando a Antonio. Dios mío. ¿Qué hago? ¿Qué hago?

Natasha en medio de su ansiedad, tomó su celular y decidió llamar a Sofía. Ésta última se encontraba en su habitación de hotel, sentada, leyendo un libro con lentes puestos para ver mejor. Sofía al escuchar su celular, cerró el libro, lo tomó y vio en la pantalla que era Natasha. La anciana sonrió con malicia, se quitó los lentes y contestó:



-Hola Natasha. Hace mucho que no hablábamos –Dijo Sofía-. ¿Cómo estás?

-¿Cómo es posible que sea usted tan hipócrita, tan cínica? –Le preguntó Natasha muy indignada- ¿Cree que no sé lo que hizo?

-No entiendo a qué te refieres muchacha –Dijo Sofía-. Veo que la locura es hereditaria. Primero tu padre y ahora tú que dices cosas sin sentido.

-¡Con mi papá no se meta! –Le gritó Natasha- Él no tiene nada que ver con esto. ¿Fue usted verdad? Por su culpa Antonio está a un paso de quedar encerrado en una cárcel quien sabe por cuánto tiempo.

-Está bien, lo confieso, fui yo –Respondió Sofía-. Te lo dije en nuestra última conversación. Contraté a alguien que sí tuvo las suficientes agallas para agregar ese farmacéutico en la receta de los pasteles. Ya ves lo que pasó. Mi plan resultó a la perfección y seguirá resultando. Tarde que temprano, Lisandro estará frente a mí, pidiéndome dinero para ayudar a su querido amigo Antonio.

-¿Se le olvida que yo sé todo sobre sus sucios planes? –Preguntó Natasha.

-A tí no te conviene abrir la boca muchachita. No creo que seas tan tonta –Dijo Sofía.

En ese momento, Lisandro entró al apartamento, pero Natasha no se percató de ello.

-Se equivoca doña Sofía. No seré tonta, sino que seré correcta –Dijo Natasha-. Antes de que Lisandro tenga una vida infeliz sometido bajo usted, le puedo decir toda la verdad y de esa manera, Antonio también se libraría de la injusticia que están cometiendo con él.

-¿Con quién estás hablando Natasha? –Le preguntó Lisandro.

Natasha al escuchar la voz del chico, fue volteando asustada. Ambos se miraron a los ojos. Lisandro la miraba extrañado, mientras que ella sin saber qué decir.

-¿Con quién hablas Natasha? ¡Respóndeme! ¿Qué tiene que ver Antonio y qué tengo que ver yo en tu conversación? –Continuó cuestionándole Lisandro- ¿A qué verdad te refieres?

Natasha se bajó el celular del oído y colgó.

Por otra parte, Antonio estaba en un bar. Tomaba una copa de licor tras otra muy triste. Valentín lo acompañaba. Los dos ocupaban una mesa.



-Señor Antonio, por favor deje de beber así –Le pidió Valentín.

-Déjame Valentín –Dijo Antonio-. Esta es la única manera en la que se ahogan las penas. ¿No ves lo triste que estoy? ¿No entiendes que Antique Amor se fue al carajo? Es lo mismo decir que mi vida se fue al carajo. Todo se acabó. ¡Ya no me queda absolutamente nada!

-Claro que no. Aún le quedamos Lisandro, Natasha y yo, sus amigos –Dijo Valentín-. Nosotros estamos para apoyarlo.

-Suenas a Lisandro –Dijo Antonio-. Lo mismo me dijo él esta tarde, cuando salí de la estación de policía. Me lo dijo frente a Natasha.

-Pues si Lisandro le dijo lo mismo que le digo yo ahora, entonces tiene toda la razón –Dijo Valentín-. ¿Acaso no valemos nada para usted? Lo material como Antique Amor se puede recuperar volviendo a trabajar duro.

-¡No! ¡Eso es mentira! –Gritó Antonio, notándose por completo que ya se encontraba ebrio- Me van a meter en la cárcel Valentín. Allá me van a dejar por mucho tiempo. A ese paso, cuando reinaugure Antique Amor, seré un cuarentón soltero. Ya no me quedan esperanzas. ¡Mi vida es un desastre!

-Señor Antonio, no se resigne tan facilmente. Todo no está perdido todavía –Dijo Valentín-. Si se apoya en sus amigos, estoy seguro que saldremos adelante todos juntos y cuando menos piense, estaremos trabajando de nuevo en Antique Amor, haciéndola cada día una excelente pastelería.

-Eres muy ingenuo con la realidad Valentín –Comentó Antonio-. La vida no es tan fácil. Las cosas no son tan fáciles.

-Las cosas no son fáciles para aquel que no cree –Dijo Valentín-. Y por lo visto, usted no cree en sus amigos ni mucho menos en usted. Es la primera vez que me decepciona señor Antonio, porque siempre lo consideré como un maestro que me enseñó a no rendirme nunca, sino a perseguir los sueños trabajando duro. Realmente me decepciona. Le deseo buena noche y cuídese por favor.

Valentín se levantó de la silla y salió del bar. En la cabeza de Antonio empezaban a retunbar las palabras de sus amigos.

Entretanto, en el apartamento de Natasha, ésta aún no podía articular palabra. Sólo miraba a Lisandro muy asustada.



-No entiendo qué está pasando Natasha –Dijo Lisandro-. ¿Qué clase de misterios te traes? ¿Por qué no me quieres responder?

En ese momento, al celular de Natasha entró una llamada. Ella, pensando que era Sofía no quiso contestar.

-Debe ser la misma persona con la que hablabas. Seguro se quedó extrañada porque tú le colgaste –Dijo Lisandro-. ¿No piensas contestar la llamada?

Natasha tomó su celular de nuevo y vio en la pantalla que no era Sofía, sino el Hospital Mental donde estaba internado su padre. La joven sin dudarlo, contestó apresuradamente.

-¿Aló?

Al otro lado de la línea, hablaba una joven enfermera desde un teléfono fijo.

-Buenas noches señorita Méndez –Le saludó la enfermera-. Le hablo desde el Hospital Mental. Llamo para avisarle que su padre tuvo hace varios minutos una severa recaída. Un enfermero entró a su cuarto para darle su pastilla, y lo que hizo fue agredirlo. Como se puso histérico nos vimos en la obligación de ponerle camisa de fuerza, pero no ha dejado de gritar.

-¿Pero cómo es posible que haya tenido una recaída? –Preguntó Natasha muy preocupada- ¿Acaso esos medicamentos tan costosos que le compré hace un mes no hacen efecto, no lo mejoran?

-Señorita, esos medicamentos se terminan en menos de quince días –Le explicó la enfermera-. Si se descontinúa su uso en el paciente, lo más obvio es que no lo van a mejorar en lo más mínimo. Además, usted sabe que los medicamentos que ofrece el Hospital no son muy buenos para el tipo de enfermedad mental que padece su padre.

-Ya mismo voy para allá –Dijo Natasha-. Necesito ver a mi papá. Deben dejarme verlo, así no sea hora de visita.

Natasha colgó el celular e ignoró por completo a Lisandro. La hermosa modelo fue a su cuarto por el bolso y Lisandro fue tras ella.

-Natasha, me pareció oír que mencionaste a tu padre –Dijo Lisandro-. ¿No dijiste que estaba muerto? ¡Por Dios! Explícame.

-¡Lisandro! Yo ahora no te puedo explicar nada –Dijo Natasha-. Por favor entiende. Ahora me urge salir. Te prometo que luego hablaremos. Te diré todo la verdad, pero ahora no me obligues a hablar.

-Lo siento Natasha, pero esta misma noche vas a tener que explicarme qué está pasando –Insistió Lisandro-. De hoy no puede pasar. Si tanto te urge salir, entonces estoy dispuesto a acompañarte, pero yo te suplico que me aclares todo sobre ti.

Natasha miró a Lisandro muy abrumada. Estaba cabizbaja ya que le daba vergüenza mirarlo a los ojos con todo lo que le ocultaba al chico.

CONTINUARÁ...


NO TE PIERDAS
EL 5TO CAPÍTULO


avatar
Aleja Soto

Mensajes : 5074
Fecha de inscripción : 21/04/2012
Localización : Colombia

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Gloria el Jue Mar 13, 2014 11:25 pm

Ahora sí no le quedó de otra a Natasha, tendrá que contar toda la verdad a Lisandro, por un lado le dará mucha vergüenza pero por otro lado se sentirá liberada, aliviada y además Antonio ya no tendrá que ir preso si se descubre que Sofía fue la que planeó todo.

No hay un mal que por bien no venga y ahora que el padre de Natasha se ha puesto tan mal eso servirá para que la chica reaccione y ojalá su padre recupere su salud mental.

Antonio tendrá que aprender la lección, todo esto le servirá para que deje su egocentrismo, egoísmo y vanidad y aprenda a valorar a las personas.

Olvidé decirte en el capítulo anterior que me encantaron las nuevas fotos, están geniales.


avatar
Gloria

Mensajes : 11024
Fecha de inscripción : 18/07/2011
Localización : MEXICO

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Aleja Soto el Vie Mar 14, 2014 12:39 pm

Muchas gracias por tu comentario Gloria Very Happy Qué bueno que te gustan las nuevos fotos, quiero darle otros aires a la historia ahora que está finalizando.

Parece ser que Natasha se ha visto descubierta por Lisandro y tendrá que contarle la verdad, pero queda una cuestión. Si Natasha cuenta toda la verdad, ¿ese será el fin de todo y Sofía no podrá hacer más daño? Porque puede que este sea sólo el comienzo de sus planes pale Ahí te dejo la duda jajajaja.

El próximo capítulo lo publico pronto, porque será un capítulo que le dará un giro a la historia.


NO TE PIERDAS
EL 5TO CAPÍTULO


avatar
Aleja Soto

Mensajes : 5074
Fecha de inscripción : 21/04/2012
Localización : Colombia

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Robert Palacios el Vie Mar 14, 2014 1:16 pm

Guao increible capitulo, sera que Natasha dira ya la verdad o inventara otra mentira D: ya quiero ver el siguiente capitulo quede muy intrigado, y pobre Antonio aunque se comporte bastante egoista lo entiendo :cccc ojala que todo se solucione y el no valla preso.

En espera del siguiente Very Happy
avatar
Robert Palacios

Mensajes : 666
Fecha de inscripción : 08/01/2014
Localización : Venezuela-Caracas

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Gloria el Vie Mar 14, 2014 2:15 pm

Aleja Soto escribió:Muchas gracias por tu comentario Gloria :DQué bueno que te gustan las nuevos fotos, quiero darle otros aires a la historia ahora que está finalizando.

Parece ser que Natasha se ha visto descubierta por Lisandro y tendrá que contarle la verdad, pero queda una cuestión. Si Natasha cuenta toda la verdad, ¿ese será el fin de todo y Sofía no podrá hacer más daño? Porque puede que este sea sólo el comienzo de sus planes :pale:Ahí te dejo la duda jajajaja.

El próximo capítulo lo publico pronto, porque será un capítulo que le dará un giro a la historia.

Sí es verdad, aunque Natasha cuente toda la verdad pues será palabra contra palabra y la que sí va a salir perdiendo es Natasha, Tanto Antonio, como Lisandro y Valentín y hasta Marina se sentirán decepcionados de ella, en cambio la vieja bruja de Sofía siempre tendrá armas con qué destruir a Lisandro y además como nadie sospecha de Marcus, con él le puede hacer mucho más daño a Lisandro   pale
avatar
Gloria

Mensajes : 11024
Fecha de inscripción : 18/07/2011
Localización : MEXICO

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Aleja Soto el Vie Mar 14, 2014 8:34 pm

Todo puede pasar en el próximo capítulo de Antique Amor, Gloris Very Happy Ya verás si todo se solucionará con la confesión de Natasha, o si por el contrario, ella mentirá, o nadie le creerá pale


NO TE PIERDAS
EL 5TO CAPÍTULO


avatar
Aleja Soto

Mensajes : 5074
Fecha de inscripción : 21/04/2012
Localización : Colombia

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Aleja Soto el Vie Mar 14, 2014 8:36 pm

Robert Palacios escribió:Guao increible capitulo, sera que Natasha dira ya la verdad o inventara otra mentira D: ya quiero ver el siguiente capitulo quede muy intrigado, y pobre Antonio aunque se comporte bastante egoista lo entiendo :cccc ojala que todo se solucione y el no valla preso.

En espera del siguiente Very Happy

Muchas gracias por comentar Robert. Este capítulo dejó en vilo a todos, porque el siguiente dará un giro decisivo en la historia. Puede que Natasha, abrumada por seguir ocultando la verdad, lo confiese todo o como tu dices, invente otra mentira.


NO TE PIERDAS
EL 5TO CAPÍTULO


avatar
Aleja Soto

Mensajes : 5074
Fecha de inscripción : 21/04/2012
Localización : Colombia

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Danni el Lun Abr 07, 2014 3:22 pm

Qué buen capítulo Very Happy. Qué malvada es Sofía, ahora Antonio está metido en graves problemas pale Cómo irá a salir de esta? Lo más probable es que Lisandro le ayude, aunque él debería de olvidarse de lo orgulloso y soberbio que es.

Qué bueno que Lisandro escuchó la conversación que sostuvo Natasha con Sofía, ahora ella le tendrá que contar toda la verdad a Lisandro quien no deja de insistirle. Cómo irá a reaccionar él? O le mentirá de alguna forma? Ya lo veré en el próximo capítulo.

Por otra parte, qué mal que se hayan intoxicado las personas Mad. Por culpa de eso que es que Antonio está en perjuicios, aunque por un lado, se lo merece, a ver qué hará y si reflexionará por las palabras de sus amigos, hasta Valentín se lo dijo.

Creo que me iré ya mismo al capítulo 24.

Danni

Mensajes : 5133
Fecha de inscripción : 26/04/2012
Localización : Colombia

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Aleja Soto el Lun Abr 07, 2014 9:12 pm

Muchas gracias por comentar Danni.

Así es, Sofía está usando a Antonio como una manera de someter a Lisandro bajo sus caprichos. Por tal razón, mandó a intoxicar los pasteles con Marcus. Como bien dices, aunque es malo para Antonio, tal vez pueda servirle de lección para valorar más a las personas y sus amigos, Lisandro, Natasha y Valentín Smile


NO TE PIERDAS
EL 5TO CAPÍTULO


avatar
Aleja Soto

Mensajes : 5074
Fecha de inscripción : 21/04/2012
Localización : Colombia

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por andres angulo2 el Miér Abr 16, 2014 7:50 pm

tanta hipocrecia y maldad por parte de sofia. no lo puedo creer. que horror.
avatar
andres angulo2

Mensajes : 5
Fecha de inscripción : 27/03/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Aleja Soto el Miér Abr 16, 2014 8:27 pm

Gracias Andrés. Sofía es una mujer que puede ser capaz de todo lo que se propone y lograrlo a través de muchos medios, como la hipocresía como dices.


NO TE PIERDAS
EL 5TO CAPÍTULO


avatar
Aleja Soto

Mensajes : 5074
Fecha de inscripción : 21/04/2012
Localización : Colombia

Volver arriba Ir abajo

Re: Antique Amor // Capítulo 23 // Develadas

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.